16.9.08

Todo florece.


Las calles se han llenado poco a poco de colores y perfumes.

¿Será esta la última vez que vea los ciruelos en flor?

¿Veremos otra vez este cielo resplandeciente donde vuelan libres los volantines sujetos a pequeñas manos ingenuas?

He recordado este breve poema japonés:


" Ciruelo de mi puerta

si no volviese yo

la primavera siempre volverá.

Tú, florece."



1 comentario:

AleMamá dijo...

En mi cuadra ya han dado paso a las hojas rojo oscuro, pero luego, con el viento se transforman en un remolino colorado que me encanta ver a diferentes horas del día.

Bss